CASA GUAPARO

BAQ2018 
CATEGORÍA DISEÑO ARQUITECTÓNICO
VENEZUELA
AUTORES: Carlos Simón Marval Domador, Farid Chacón, Francisco Mustieles, Claudia Urdaneta.

En el trópico las piezas de una casa pueden ser interiores y exteriores imbricados entre sí; la naturaleza y la casa están por todas partes.

Se busca también de expresar en la casa una forma de ser caracterizada por entender lo interior y exterior como domésticos, incluso en lo público y lo abierto; donde el exterior e interior son continuos como expresión sin barreras de esa domesticidad expandida.

La casa se ubica en los terrenos de un antiguo autocine de la ciudad de Valencia, capital industrial de Venezuela. Este autocine había ya moldeado el terreno en el sentido este-oeste, cortando parte de la falda de una loma e introduciendo una pendiente hacia lo que era la pantalla del cine. La casa se ubica al lado de uno de esos cortes del terreno y en la parte alta de la pendiente.

La idea fundamental es dotar a la edificación de espacios que puedan relacionarse con el exterior de manera directa para vincular a los moradores de la casa con la naturaleza que le rodea y no convertirse en una caja hermética que pierda su conexión con el exterior, respetando además el relieve natural de la mayor parte del terreno.

La estrategia implementada en la Casa Guaparo es la de concebir los espacios interiores como exteriores y viceversa; por ello se presenta como una sucesión de interiores y exteriores como cuartos desplegados, deslizados, de un paisaje habitado:

  • Dos patios contenidos puntualizan con naturaleza y luz el límite entre lo privado y lo social.
  • Un canal de nado le acompaña en su recorrido longitudinalmente.
  • Terrazas al aire libre, dispuestas en todas sus fachadas de diferentes maneras: la terraza junto a la sala genera la duplicidad de un espacio cerrado y al abrir las puertas se genera un espacio abierto a la piscina y al aire libre; la terraza junto a la cocina genera un espacio de salida a servicios pero a la vez un espacio que hará las labores en la cocina mucho más agradables por la vinculación con el exterior; y la terraza privada junto a las habitaciones que incorporan al espacio de descanso el verde exterior.
  • Una terraza semi enterrada y cubierta, a modo de plaza, será escenario de actividades múltiples en las que prevalece la intención de cine al aire libre y en contacto directo con las áreas verdes.

Esta sucesión de interiores y exteriores va acompañada de una cinta horizontal que entra y sale, definiendo y evidenciando los cuartos deslizados, habilitando la domesticidad interior-exterior. Por debajo de la cinta, se enmarca la dilatación interior-exterior de las piezas de la casa, mientras que, por arriba, la cinta define exclusivamente en vidrio la relación del interior con el entorno natural donde se ubica la casa: la falda de la loma y el cielo, la relación con el más allá.