CASA R4

BAQ2018 
CATEGORÍA DISEÑO ARQUITECTÓNICO
MÉXICO
AUTOR: Oscar Cadena.

El proyecto para la casa R4 se compone mediante largos muros de piedra gris que se extienden de interiores a exteriores en diferentes direcciones, integrando la casa con los jardines. La casa se diseña respetando e incorporando los árboles existentes y 10 encinos de reciente plantación.Los muros de piedra se entrecruzan en el centro de la casa generando un espacio central de ingreso, a doble altura. Este espacio y la casa tienen como elemento protagonista un gran librero, integrado con la escalera y un puente de acero.

El librero se diseña para recibir libros de diferentes tamaños y otros objetos como discos compactos o de vinil, y también diversos recuerdos y figuras. El librero se extiende a un segundo nivel y tiene doble vista en varios puntos. Para preservar la transparencia del espacio a doble altura, el piso del puente se realiza en cristal templado. De este espacio central se proyecta una distribución de espacios muy funcional, para la vida diaria, con espacios sociales, privados y de servicio proyectados radialmente a partir de este núcleo.

En el segundo nivel se encuentran otras habitaciones privadas y un estudio que se integra al librero y al espacio a doble altura. Los espacios fluyen en una planta muy abierta, y solamente dos puertas corredizas permiten la privacidad de ciertas áreas. La distribución radial de los muros de piedra logra también que cada uno de los espacios de la casa vea a un área exterior distinta, y terrazas y jardines extienden las posibilidades de habitación y vivencia de cada espacio.

Al igual que los espacios de la casa, algunos jardines están diseñados para la convivencia social y otros para el descanso y la contemplación.  Frente al área de comedor se crea un pequeño bosque de encinos. La composición formal a base de los planos de los grandes muros de piedra se balancea con grandes planos horizontales. Estas losas, que en algunos casos libran claros de casi 10 metros, se diseñan en muy cercana colaboración con los asesores del arquitecto, a fin de obtener la esbeltez deseada. Grandes claros de cristal de piso a techo integran espacialmente exteriores e interiores y permiten la entrada generosa de luz natural. Al mismo tiempo, los volados de las losas modulan esta luz para regular el ambiente de la casa. En el espacio de ingreso a doble altura, un tragaluz con vigas de acero baña el muro de piedra de un juego de luz y sombra en movimiento. Una terraza en el segundo nivel, integra a la casa un gran árbol existente, se complementa con jardineras plantadas con helechos y la sombra de una ligera pérgola en acero, y permite disfrutar de una excelente perspectiva de los jardines. La casa se ha construido con una cálida paleta de piedra, muros blancos, acero, cristal y madera de nogal, que complementan perfectamente el orden espacial, los jardines y la luz natural.