HOTEL CACAO

BAQ 2016
CATEGORÍA DISEÑO ARQUITECTÓNICO
MÉXICO
RODRIGO DE LA PEÑA LARRALDE

Originalmente, la 5ta avenida en Playa del Carmen, Quintana Roo, tenía una longitud que iniciaba en la Plaza Paseo del Carmen a la altura de la 2da avenida hasta llegar 20 avenida

A partir de la construcción del Hotel Cacao, se creó un nuevo polo de desarrollo y de gran afluencia turística, creando una nueva actividad económica en una zona olvidada pero con un gran potencial de desarrollo.

El hotel fue concebido mediante la inspiración de los valores estéticos de la cultura mexicana que fueron traducidos en un concepto de vanguardia, de una manera fresca, contemporánea y de mucha calidez, mediante la utilización de un patio central como punto de partida y de la cuidadosa selección y utilización de materiales.

Durante el inicio del proyecto la banqueta fue definida como una parte fundamental del proyecto tanto desde el punto de vista estético como funcional, siendo además considerada como un punto de integración del interior del edificio con el exterior, por lo que se propuso eliminar el desnivel existente entre la banqueta y la calle, integrando ambos elementos y darle mayor importancia al peatón o al turista que circula a pie o en bicicleta, promoviendo el desuso del automóvil.

Considerando el éxito de esta intervención, se está considerando una segunda intervención por parte de las autoridades locales para crear avenidas completamente peatonales de manera perpendicular a la 5ta avenida, desparramando la actividad económica no solo a lo largo de la 5ta, sino también hacia el interior de la ciudad.

Cacao cuenta con áreas comerciales en planta baja con acceso solo por el exterior lo cual procura la privacidad necesaria que el hotel requiere para sus huéspedes, lo que permite a su vez subrayar y mantener la convivencia y la vitalidad al exterior y al mismo tiempo permitir el ingreso y la convivencia al interior, de manera mesurada.

Al hotel se accede por dos de los lados del edificio, al noroeste se localiza el acceso principal del hotel, y al sureste orientado hacia la calzada peatonal se localiza un acceso secundario que invita a pasar al corazón del hotel.

Por otro lado Cacao, al estar localizado en una zona con vientos continuos, se propuso crear unos módulos cuadrados de 10x10m que albergaran las habitaciones del hotel ubicadas del segundo al cuarto nivel, separadas por andadores abiertos de 1.5m de ancho, lo que permite generar la circulación de acceso a las habitaciones y el libre paso del viento, permitiendo que el mismo refresque las habitaciones a manera de ventilación cruzada a través todo el hotel, al mismo tiempo que es abordada la plástica deseada para el edificio.

Las habitaciones se ubican a partir del segundo hasta el cuarto nivel y dejando la azotea para las áreas de amenidades como la alberca, gimnasio, centro de negocio, y asoleaderos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *