PARQUE QUETZALCOATL

BAQ2018 
CATEGORÍA DISEÑO URBANO Y ARQUITECTURA DEL PAISAJE.
MEXICO
AUTORES: Luis Raúl Enriquez Montiel, Javier Senosiain, Raúl del Palacio Rodríguez, Alejandra Alvarado Castañeda, Enrique Cabrera Espinoza de los Monteros, Marilu Martinez Tepecila.

El proyecto se localiza en un suburbio de la Ciudad de México. La premisa era rescatar un área boscosa de topografía variada ubicada dentro de dos áreas urbanas. En parcelas que se fueron adquiriendo a lo largo de varios años hasta completar un área de aproximadamente 20 hectáreas, se realizó el proyecto de un parque-museo ecológico, la idea básica fue respetar la topografía y la vegetación del lugar y complementarla con hitos arquitectónicos que enmarcaran las características de cada zona; es así como se conformaron puentes, terrazas, taludes, miradores, portones, senderos…….

El parque cuenta con las siguientes zonas y sitios de exploración:

Jardín de flores de ornato, jardín de los bambúes, estanques diversos para recolección de las aguas pluviales y cisternas; un espacio íntimo, acogido por árboles, se abre ofreciendo amplias vistas al horizonte y permitiendo al visitante descender en zigzag, invitándolo a reflexionar, a veces acercándolo al entorno o llevándolo a tomar distancia de la inmensidad.

Para el reino mineral aprovechamos una cueva en la que se exhiben minerales y cuarzos vibrantes de formas y colores.

El Reino vegetal es una fiesta para los sentidos a través de hortalizas, hierbas aromáticas, milpas, árboles frutales, plantas medicinales; y de sus jardines de mariposas, colgante, de flores silvestres, el jardín escolar y el jardín del desierto a los que se ingresa por el invernadero mediante una espiral ascendente con un vitral multicolor. Toda la producción de verduras, legumbres y frutas se destinará al consumo dentro de las áreas de comida del mismo parque.

El reino animal es un regreso al entorno bucólico para entrar en contacto con animales de tierra, de aire y de agua; el objetivo es crear espacios didácticos: una granja con animales pequeños de tierra, un taller de lácteos; finalmente, habrá un aviario y un pequeño acuario.

El público será recibido en el centro de visitantes en donde habrá una tienda ecológica con productos orgánicos, un restaurante, una cafetería y un auditorio. En el sótano se ubicarán los servicios y la administración del parque.

Para ciclistas y corredores el espacio se abre con senderos a partir del lago.

Por último, el parque contará con estacionamiento para autos y camiones y servicio de autos eléctricos para los visitantes que lleguen a pie al acceso.

En cuanto al funcionamiento del parque, los dos recursos esenciales son el agua y la energía eléctrica y para solucionar su abastecimiento se propuso un sistema de captación de agua pluvial –aprovechando el desnivel del terreno se van escalonando de acuerdo al mismo- y grandes cisternas ubicadas bajo los estanques y un sistema de tratamiento de aguas negras de uno de los asentamientos urbanos contiguos. En cuanto a la energía eléctrica se propuso un sistema de celdas solares ubicadas en unos paraguas que sirven como protección y como centro de reunión a los visitantes del parque. La energía generada se retorna a la red municipal sin contemplar el uso de baterías.