ST. LOUIE DE MARILLAC BAMBOO VILLAGE

BAQ2018
CATEGORÍA HÁBITAT SOCIAL Y DESARROLLO
MENCIÓN INTERNACIONAL BAQ2018
FILIPINAS
BASE BAHAY FOUNDATION, INC.

Tras la destrucción provocada por el Súper Tifón Haiyan, Base Bahay construyó 86 unidades de vivienda utilizando tecnologías alternativas y materiales renovables para proporcionar hogares resistentes a los desastres a largo plazo a las familias más afectadas en Basey, Filipinas.

Al estar en el lado este frente al Océano Pacífico, Samar es una de las áreas más vulnerables del país y la falta de vivienda adecuada para sus residentes más pobres siempre ha sido un problema. Los beneficiarios del pueblo de St. Louie de Marillac, en su mayoría agricultores y pescadores, solían vivir cerca del mar en casas hechas de materiales livianos. Ahora, pueden descansar tranquilos en sus nuevas casas construidas para resistir los frecuentes tifones de Samar, lejos de las zonas de peligro pero lo suficientemente cerca de sus fuentes de sustento.

Pero el beneficio del proyecto no solo cubre a los residentes. El bambú, una materia prima abundante en Filipinas, es el principal material de construcción. Esto permite la creación de una cadena de valor que se extiende desde los agricultores locales que cosechan y tratan el bambú, hasta la mano de obra de la construcción y, finalmente, a los hogares sostenibles para quienes más lo necesitan.

Todo el bambú proviene de agricultores locales capacitados por Base Bahay en técnicas de cosecha y tratamiento, mientras que los locales y los beneficiarios están capacitados y empleados en la construcción, de los cuales más del 30% son mujeres. Las habilidades aprendidas por los trabajadores de la construcción y los agricultores deberían proporcionarles más oportunidades de empleo y opciones de medios de vida sostenibles. Mientras tanto, nuestro proceso de diseño participativo requiere una colaboración estrecha entre los beneficiarios, los arquitectos locales, las organizaciones asociadas y los ingenieros de Base Bahay, asegurando que las casas sean adecuadas para las necesidades de cada comunidad; esto ayuda a fomentar un mayor sentido de identidad comunitaria y la propiedad de los hogares entre los residentes.

Las casas utilizan la Tecnología de Marco de Bambú de Cemento de Base Bahay (CBFT), formada por una base de concreto, paneles de marco de bambú, conexiones de metal y yeso de cemento de mortero en una combinación de Tecnología Bahareque Sudamericana, ingeniería europea, y tradición y artesanía filipinas. El CBFT crea hogares que son tanto apropiados para los desastres naturales de Filipinas como estructuralmente sólidos: pueden soportar velocidades del viento de hasta 250 km / h y terremotos de hasta 8.0 grados, tienen una clasificación de incendio de una hora y un clima interior naturalmente más fresco.

Un análisis exhaustivo del ciclo de vida también mostró que este concepto de vivienda demuestra un potencial de ahorro ambiental de un factor promedio de 5 en comparación con las casas convencionales, que se relaciona con alrededor de siete toneladas de unidades equivalentes de CO2 / unidades de vivienda. Con el CBFT, capitalizamos un material que no contribuye a la degradación ambiental y ayuda a disminuir la deforestación. Esto minimiza el consumo de energía y el uso de recursos que pueden ser perjudiciales para el medio ambiente. Teniendo en cuenta todo esto, esta tecnología ha recibido la certificación AITECH (Acreditación de Tecnologías Innovadoras para la Vivienda) por parte de la Autoridad Nacional de Vivienda.

En general, el impacto a largo plazo de este proyecto es promover el crecimiento y el desarrollo sostenibles a través de la construcción de hogares y comunidades duraderas, brindando a las personas no solo hogares nuevos y resistentes a desastres en los que puedan vivir de manera segura y cómoda, sino también la oportunidad de reconstruir sus vidas y prosperar en la comunidad que ellos construyeron con sus propias manos.